miércoles, 11 de marzo de 2015

Chappie. Una película de Neill Blomkamp

El próximo viernes 13 de marzo se estrena en las carteleras españolas "Chappie", la última película de Neill Blomkamp (responsable de "Distrito 9" y "Elysium"), y que cuenta con un reparto repleto de grandes actores, tales como Hugh Jackman, Sigourney Weaver, Dev Patel, y el actor fetiche del director sudafricano Sharlto Copley, encarnando al robot.

Ambientada en un futuro cercano, la premisa de "Chappie" nos presenta un mundo dominado por un cuerpo policial de androides autónomos y robóticos denominados Scouts. “No puedes razonar con ellos ni tampoco negociar, no son influenciables,” comenta Blomkamp.

En una ciudad cubierta bajo la supuesta “protección” de los androides policiales, aparece una creación totalmente novedosa –Chappie-, el primer robot capaz de pensar y sentir por sí mismo. Creado en su origen como policía androide, Chappie es secuestrado y empleado para fines totalmente distintos. A continuación conocemos a personajes como Vincent Moore (Hugh Jackman), que ven en un robot inteligente el fin de la humanidad porque al fin y al cabo si una máquina puede pensar ¿para qué se necesita al ser humano? Pero otros, como el creador de Chappie, Deon Wilson (Dev Patel), lo entienden como una forma de vida totalmente humana –y como la última esperanza para la humanidad, aunque el robot no sea humano.

Unos hologramas de Hugh Jackman y el director Neill Blomkamp, en la premiere del filme en Madrid.

“La idea era coger algo tan falto de humanidad como un robot –especialmente un robot policía– y dotarlo de cualidades completamente humanas, hasta el punto de volverse incluso más emocional que los propios humanos”, explica Blomkamp. “Éste es el origen de la ironía de la película –un policía androide que se vuelve sensible, y empieza a mostrar rasgos más morales, éticos y concienzudos que los que tienden a manifestar los propios seres humanos”.

En este filme Blomkamp cuenta la historia de una mente joven e influenciable– el robot Chappie – que se junta con las compañías más insólitas. “Chappie rápidamente se ve inmerso en el inframundo de Johannesburgo -un entorno sórdido y plagado por el crimen- donde es criado por dos padres -el uno bueno y el otro malo”, dice Blomkamp. A partir de aquí, Chappie estará atrapado entre fuerzas poderosas y cuando éstas se enfrentan, la ciudad entera penderá de un hilo.


Simon Kinberg, quien produce la película con Blomkamp, comenta que Chappie toca muchos palos porque Blomkamp sabe muy bien lo que hace: la película combina las grandes ideas que obsesionan al realizador con una historia llena de acción y entretenida como ninguna. Refiriéndose al director asegura: “ha hecho una película de acción que es también un retrato de un personaje dramático a la vez que un estudio intelectual sobre lo que significa ser humano, es decir, tener inteligencia. Lo más importante del filme es que los espectadores se enamoren de Chappie, que sus corazones se hagan añicos cuando le hacen daño y que se emocionen cuando triunfe. Que te preocupes por este robot. La película tiene vertientes muy diferentes como solo Neill sabe hacerlo”.

“La película plantea varias preguntas, como por ejemplo ¿cuándo podría considerarse que un robot es humano?” apunta Sharlto Copley, quien encarna a Chappie en la película. “¿Cuando sabe pintar o le gusta algún tipo de música? Para los humanos, probablemente sería si la máquina tuviera sentimientos –si fuéramos capaces de conectar con una máquina como lo hacemos con las personas. Creo que esto es lo que la mayoría llamaría una máquina ‘viva’ –si experimenta emociones al igual que nosotros”.


El papel protagonista de Chappie –un Scout a quien se le da consciencia mediante la inteligencia artificial– lo interpreta Sharlto Copley. Copley interpreta el papel en cámara, actuando en cada escena frente a los demás personajes. El hacerlo de esta manera permitió que Chappie pareciera un personaje real y auténtico, y además ayudó a los demás actores a sacar el máximo provecho de sus personajes. Después, en postproducción, Blomkamp trabajó con los expertos en efectos visuales de Image Engine para materializar a Chappie, diseñando al robot sobre la actuación de Copley y creándolo desde los movimientos del actor. Las emociones que interpreta Copley influyeron en el diseño del robot –desde la forma en la que se mueve Chappie o se sienta, hasta cómo levanta la cabeza… incluso sus orejas.

En muchas películas cuyos personajes son generados por ordenador, los realizadores eligen rodar la escena solo con actores de acción real que actúan frente a un punto único. Ese no es el caso de Chappie. “No íbamos a filmar ni una escena con una pelota de tenis al final de un C-stand,” dice Kinberg. “La forma de rodar sería siempre real e inmediata”.


Aunque no lo veremos en la película, Copley usó un traje de dos piezas para conseguir al personaje correcto. “Llevaba puesta una placa en el pecho, para mantener las mismas proporciones de pecho y espalda que tiene Chappie”, comenta. Esto permitió a Copley saber en qué espacios cabía y cómo el robot se sentaría o estaría de pie en ciertas posiciones. De esta forma, cuando un actor le pone la mano en el hombro o pecho de Chappie, las manos del actor están en el lugar correcto cuando Copley es reemplazado por Chappie en el ordenador. Sin embargo, el proceso de transformación no acabó con la placa del pecho. “Llevaba un traje gris con marcadores de seguimiento para los animadores. Era ceñido y eso no tiene nada que ver con el rollo gánster”, dice. Para echar mano de algo que le ayudara a sentirse como un gánster, Copley añadió un par de pantalones cortos y un cinturón. “En las escenas en las que hacía de gánster me aflojaba el cinturón y se me bajaban los pantalones cortos hasta la mitad del trasero. Ese era mi truco para transformar a un hombre trajeado en un Chappie gánster. Este gesto me ayudó a crear los movimientos de gánster con acierto”.

Hugh Jackman interpreta el papel del villano de la película, Vincent Moore. Un ingeniero que se opone a la idea de la inteligencia artificial, Vincent se toma la evolución de Chappie como algo personal. Lo explica Simon Kinberg: “Vincent es un científico brillante, retorcido, militar, agresivo e inseguro que cree que el mundo necesita el arma masiva que él ha creado. Lo ha sacrificado todo por este programa. Fue soldado, y para conseguir lo que quiere utiliza tácticas extremas y descabelladas. Incendiaría la ciudad para salirse con la suya”.


“Creo que nunca me he divertido tanto interpretando a un personaje como lo he hecho con Vincent Moore” dice Jackman. “Es australiano, fue estupendo usar mi propio acento. La clave para entender a Vincent es que no le gusta perder. Es un luchador e incluso lucha contra toda lógica y cuando las señales apuntan a la dirección contraria, más se empeña. Cree que lo que hace es tan importante que no puede aceptar seguir la dirección de los demás ni tan siquiera el hecho de que otra persona pueda ganar”.

Para esta película Blomkamp vuelve a su ciudad natal de Johannesburgo, el escenario de la película que le dio a conocer, District 9. “Al principio, no quería ambientar la película allí, porque District 9 ya se rodó allí”, confiesa. “Buscamos localizaciones en Estados Unidos, pero no me parecía original. Los temas de la película se asociaban a Johannesburgo de una forma muy real”. Para muchas de las localizaciones, el equipo de producción confió en el conocimiento personal de Blomkamp de la ciudad. “Mientras buscábamos exteriores para la guarida de Hippo, Neill mencionó su casa, y cuando la vimos, resultó ser el lugar en que él quería rodar”, recuerda Cook. “Convertimos este espacio medio abandonado en la guarida de una banda, llenamos la piscina con armas –lo cambiamos completamente. Cuando Neill y su hermana volvieron, se quedaron de piedra”.

Fuentes:
Pressbook e imágenes cortesía de ©Sony Pictures Releasing de España S.A.
http://www.image.net/  ©Getty Images
http://www.filmaffinity.com/es/film417456.html
http://www.elseptimoarte.net/peliculas/chappie-6946.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Ya disponible el Nº3 de la Revista Westernworld

Ya disponible el Nº3 de la Revista Westernworld
¿Te gusta el cine? ¿Te gusta el western? Más concretamente... ¿el Eurowestern? Pues estás de enhorabuena... porque ya se puede adquirir WESTERNWORLD #3 Primer especial de una trilogía sobre el Eurowestern. 310 Páginas a todo color con cantidad de material de coleccionismo junto a un meticuloso análisis del género. Numerosos meses de trabajo y años de coleccionismo para llevar a cabo esta revista, la cual no sería posible sin la colaboración de profesionales como: Juan Pablo Campelo (su creador), Javier G. Romero, Miguel Angel Plana Fernández, Carlos Díaz Maroto, James Wallestein, José Abad, Dani Morell, Lucia Perez García, Dario Lavia y un servidor Oscar Vela "Mastí". SOLO VENTA POR CORREO. Info. y pedidos: westernworldspain@gmail.com