martes, 17 de noviembre de 2015

Crítica de "Mi gran Noche", de Alex de la Iglesia


EL FANTÁSTICO Y GROTESCO MUNDO DE LA TELEVISIÓN

El director bilbaino Alex de la Iglesia siempre ha tenido la cualidad innata para rescatar de alguna manera artistas o actores caídos prácticamente en el olvido; algo bastante parejo a lo que hizo Quentin Tarantino con John Travolta (en Pulp Fiction) o David Carradine (en Kill Bill Vol. 2). Podríamos destacar de De la Iglesia el de Carmen Maura en "La Comunidad", Sancho Gracia en "800 Balas" o Raphael en la película que nos concierne, titulada "Mi gran noche".

Un nuevo filme, que al igual que su anterior largometraje "Las brujas de Zugarramurdi", nos vuelve a presentar una comedia descacharrante y alocada. En esta ocasión, deja de lado el fantástico mundo de las brujas para trasladarnos al mundo de la televisión, situado en un pabellón industrial de las afueras de Madrid, el cual cientos de figurantes llevan semana y media encerrados y desesperados mientras fingen celebrar con alegría la falsa venida del Año Nuevo. Alphonso, la estrella musical, es capaz de todo para asegurarse que su actuación tendrá la máxima audiencia. Adanne, su antagonista, joven cantante latino, es acosado por las fans que quieren chantajearle. Los presentadores del programa se odian y compiten entre sí para ganarse la confianza del productor. Pero lo que nadie sabe es que la vida de Alphonso corre peligro.






Con "Mi gran noche", Alex de la Iglesia nos realiza una mordaz crítica a la mentira e hipocresía que se esconde detrás de los programas televisivos, en el que como en el "amor" y en la "guerra" todo vale; asimismo, también trata de soslayo el tema de los famosos ERE, en el que es inevitable que no recuerde al propio vivido en el desaparecido Canal 9 valenciano. Para llevarla cabo, De la Iglesia se ha arropado en un impresionante reparto coral, compuesto por una multitud de rostros de sobra conocidos, como los televisivos (valga la redundancia) Mario Casas, Pepón Nieto, Carlos Areces, Carmen Machi, Santiago Segura, Enrique Villén, Hugo Silva, Blanca Suárez y Carolina Bang; además de la gran Terele Pávez. Aunque de todos ellos, el que sobresale por encima de todos es el célebre cantante Raphael, que vuelve a la interpretación casi 40 años después de su última película. Ya en "Balada triste de trompeta" el director de "El día de la bestia" realizaba un sentido homenaje al mítico cantante, pero con ésta el reivindicativo es total, erigiéndose como lo más destacado de una película ácida, desenfrenada y divertidísima a partes iguales. No sería de extrañar si el cantante se llevara algún Goya por esta interpretación, porque verdaderamente está genial, siendo el alma en la que rota el filme. Sus escenas con Carlos Areces (uno de los mejores cómicos de nuestro país, salido de ese magnífico programa televisivo "Muchachada Nui") son maravillosas... un puro deleite festivo; algo semejante ocurre con Blanca Suárez, de moda gracias a sus últimas exitosas películas, que interpreta a una risueña gafe muy divertida; y sin olvidarnos de esos caricaturescos presentadores de televisión, interpretados por Carolina Bang y Hugo Silva, tan odiosos como patéticos, los cuales serían capaces de "vender" a su abuela por tener la exclusiva o presentar cualquier programa líder de audiencia. También me ha encantado la parodia que De la Iglesia realiza a esos cantantes latinos "prefabricados", con Adanne, que entremezcla un David Bisbal con las canciones de Chayanne... sin alma y con la personalidad de un mosquito.




En definitiva, "Mi gran noche" es una comedia notable y totalmente desternillante, con un Raphael impresionante que vuelve a la gran pantalla de forma espectacular, y en el que además, contiene esa aguda crítica al universo de la televisión, donde todo es maravillosamente falso.



Reseña en colaboración con el Portal Comarcal y Cineapolis CC El Teler de Ontinyent.

Si quieres leer la crítica a través de la página del Portal Comarcal:
http://www.portalcomarcal.es/opinion/articulos-de-opinion/2015-11-16-16-39-09.html

No hay comentarios:

Publicar un comentario