domingo, 14 de octubre de 2018

Clásicos Modernos: "Falso culpable", de Alfred Hitchcock.

EL DESASOSIEGO DE UN HOMBRE ACUSADO INJUSTAMENTE.

Dos años antes de realizar "Vértigo", considerada hoy en día mejor película de todos los tiempos, el cineasta británico Alfred Hitchcock, que se encontraba en el cenit de su carrera debido a títulos tan emblemáticos como "La soga" o "Crimen perfecto" entre otros, así como la fantástica serie de televisión "Alfred Hitchcock Presenta", dirigió la que posiblemente sea su película más sombría y subversiva: "Falso Culpable". Titulada "The wrong man" en inglés —que en su traducción literal al castellano significa 'el hombre equivocado'—, dejó de lado aquel suspense que lo encumbró al estrellato para firmar un demoledor drama, basado en la historia real de un error judicial, que fue publicada el 29 de junio de 1953 por Herbert Brean, en un artículo titulado "A Case of Identity" para la prestigiosa revista Life. (1) Este suceso fue protagonizado por Cristopher Balestrero, un hombre honrado, felizmente casado y con ciertos apuros económicos, que trabaja como músico en el prestigioso Storke Club de Manhattan, que fue acusado erróneamente de robar en un oficina de correos, tras haber sido confundido por los mismos empleados, cuando Balestrero se disponía a solicitar un préstamo sobre su póliza, unas semanas después del incidente.



Estamos ante una historia que es la demostración más evidente e implacable de cómo un hombre absolutamente normal puede ser detenido y condenado por una falsa apariencia, lo que le hace perder toda confianza en el orden familiar que creía a salvo de cualquier tragedia, y sufrir la frialdad carcelaria más deshumanizada. Al igual que el K. de "El castillo" (Frank Kafka, 1926) (2), el individuo en cuestión está condenado a no tener amigos en la fortaleza ni en el pueblo: solo encuentra la indiferencia y la hostilidad de los testigos o de la gente que podría ayudarle en tales circunstancias. De este descenso a los infiernos solo le puede redimir un milagro (una identificación azarosa del auténtico delincuente superpuesto a la imagen del protagonista rezando). Pero su salvación se obtiene a un precio demasiado alto, ya que el drama vivido se cobra su víctima en la figura de su mujer, que enloquece en medio de esta  imparable caída al precipicio del absurdo.



Destacan las soberbias interpretaciones de su pareja protagonista. Henry Fonda (que un año después conseguiría el premio Óscar por "Doce hombres sin piedad", de Sidney Lumet) construye un personaje contenido y angustiado, que aguanta estoicamente el chaparrón de todo lo que se le viene encima; caso opuesto al de Vera Miles, que encarna a la esposa de Manny, en el que los procelosos acontecimientos vividos por su marido le hacen adquirir un gran sentimiento de culpabilidad, provocando que no sea capaz de aguantar la presión y la vergüenza mediática, que a la postre le conduciría a la locura más absoluta. Este personaje es bastante similar al ofrecido un año antes en el episodio "Venganza", de la afamada serie televisiva del maestro del suspense "Alfred Hitchcock Presenta". (3) Por su parte, Hitchcock trata el asunto de una manera realista, casi documental, relatando de forma meticulosa el calvario que pasa este hombre. (4) Buena prueba de ello es el viciado e inhóspito paisaje urbano y nocturno que rodea a nuestro protagonista. En esa agresiva geografía urbana, donde los amenazantes peligros residen en cualquier sombrío y solitario espacio, el mal le embosca a la vuelta de la esquina en su particular vía crucis, cobrando cuerpo cuando es detenido y acusado por delitos que no ha cometido, y prolongado en la comisaría, la cárcel, el juzgado... todos ellos espacios opresivos y degradantes. (5) Genial y desasosegante a partes iguales es la secuencia cuando Manny es detenido, con el cacheo y la posterior toma de huellas, enfocando en primer plano las manos sucias de tinta como confirmación de su supuesto delito. (6)



El filme fue rodado en los mismos lugares donde ocurrieron los hechos, y contó con un guión de Maxwell Anderson (que adaptaba su propio libro: "La verdadera historia de Christopher Emmanuel Balestrero") y Angus MacPhail, que se atuvieron escrupulosamente a lo sucedido. Esto propició una de las anécdotas de la cinta, que tuvo lugar mientras el cineasta británico filmaba con Henry Fonda las escenas de la prisión en una cárcel real, en las cuales su personaje Manny es llevado a su celda, cuando  uno de los reclusos auténticos gritó: «¿Por qué te han apresado, Henry?». (7) Otro dato anecdótico que también llama muchísimo la atención tiene que ver con su habitual cameo, sustituido en esta ocasión por una curiosa introducción hecha por él mismo en off en la que comenta: 


«Les habla Alfred Hitchcock. En el pasado, les he dado numerosas clases de películas de suspense, pero esta vez, quisiera que vieran algo diferente. La diferencia radica en el hecho de que es una historia verdadera, de la que cada palabra es verídica. Sin embargo, contiene elementos más extraños que toda la ficción que figura en un buen número de películas de suspense que he hecho antes»




"Falso culpable" podría formar un díptico con "Yo confieso" —además de por sus ecos religiosos— por una total ausencia de humor, tan característico en la filmografía del maestro del suspense, una cualidad que dejó bastante fríos a algunos de los inminentes cronistas de la obra de Hitchcock, como es el caso del crítico y cineasta francés François Truffaut (8) que no supo 'ver' este filme por ser demasiado serio, o por ejemplo el crítico inglés Robin Wood (9) que solamente supo verlo a medias, pues le entusiasmó la parte que gravita sobre Henry Fonda y se sintió decepcionado por el reverso de esta parte, sustentada sobre Vera Miles. Sea como fuere, "Falso culpable" es ante todo un discurso socialmente demoledor, que posee una gran carga de profundidad, tanto en el plano psicológico como sociológico, que surgió en medio de una de sus etapas de mayor fertilidad imaginativa, en el que su depurado virtuosismo narrativo siempre transgredía las fronteras de la verosimilitud. Destaca también por ser el último trabajo para la Warner, teniendo como antecedente inmediato clásicos como "La ventana indiscreta" y "El hombre que sabía demasiado" (la versión con James Stewart y Doris Day), y consecuentes en sus filmes más laureados, "Vértigo", "Psicosis" y "Los Pájaros".

PUNTUACIÓN: 




BIBLIOGRAFÍA:

(1) WIKIPEDIA: The Wrong Man (película de 1956).

(2) WIKIPEDIA: El Castillo (novela).


(3) ALFRED HITCHCOCK PRESENTA (RBA Coleccionables, 2004 RM48615), de John McCarty y Brian Kelleher.

(4) LOS 100 AÑOS DE LA VIDA Y OBRA DE ALFRED HITCHCOCK (Fancy Ediciones, 1999 - ISBN: 84-923644-6-7): De persecuciones y otros juegos peligrosos: 4.2.9. FALSO CULPABLE (1957) Capítulo escrito por Natalia Viloria.

(5) BÁSICOS FILMOTECA CINE DE AUTOR: FALSO CULPABLE (The wrong man, Alfred Hitchcock, 1956) (Escrito por José Antonio Hurtado).

(6) ALFRED HITCHCOCK: LA CARA OCULTA DEL GENIO (T&B Editores, 2004 - ISBN: 9788495602695), de Donald Spoto.

(7) WIKIPEDIA: Alfred Hitchcock: 5. La década de 1950: el Hitchcock más esplendoroso.

(8) EL CINE SEGÚN ALFRED HITCHCOCK (Ediciones Akal S.A., 1991 - ISBN: 84-473-3417-1), de François Truffaut.


(9) EL CINE DE HITCHCOCK (Cine Club Era, 1968 - ISBN: mkt0002368409) , de Robin Wood.


Fuentes:
Las imágenes está obtenidas de las webs de Filmaffinity y Sensacine.

© El copyright de las imágenes pertenece a sus respectivos autores y/o productoras/distribuidoras.
Sin ánimo de lucro. Las imágenes publicadas solamente tienen la finalidad de complementar este artículo.



Si te ha gustado esta crítica, te animo a que escuches nuestro podcast "El Perfil de Hitchcock", que además de albergar la reseña de este interesante clásico de culto del maestro del suspense, también analizamos "La sombra de la ley" de Dani de la Torre y "Darkman" de Sam Raimi (sección 'Mundos Fantásticos'); y además, realizamos una curiosa y extraña comparación entre los filmes de Roman Polanski y Jason Reitman: "Basada en hechos reales" y "Tully" respectivamente... ¿TE LO VAS A PERDER?


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Cine y Expedientes X Vol.2 y Opera Prima: De la Independencia al Blockbuster

Cine y Expedientes X Vol.2 y Opera Prima: De la Independencia al Blockbuster
Si te gusta el cine y el misterio... No te quedes sin ellos!!!